martes, 12 de mayo de 2009

LA CHICA DE AYER. IN MEMORIAM



Hasta siempre, Antonio Vega

8 comentarios:

Nano Garcia dijo...

Soy un seguidor habitual de tu blog y las dos últimas entradas no me acaban de convencer. Me gustan tus comentarios politicos, te ruego que vuelvas a ellos.

José Manuel dijo...

Muy bien escogido el video. Principio. Final. Y siempre la música. Para siempre.

Anónimo dijo...

Se dice In Memoriam, Con M. Si lo pones en español di "En recuedo de...", no hace falta hacerse el intelectual... Basta con saber lo que se escribe.

Mar Barcón dijo...

Vale Nano, vuelvo de inmediato a la política, pero la verdad es que cuando empecé en este blog lo hice también por hablar y comentar otros temas, ya que de política hablo practicamente todo el dia. Pero en un ratillo más política.

Ah! y gracias al anónimo por avisarme del error. La verdad es que ya sé que termina en "M" y no hombre - o mujer - no es "ponerse intelectual", es que siempre me ha gustado esa expresión. Yo de intelectual nada y de latín poco. En cualquier caso, gracias.

Marta dijo...

Gran músico sin duda, ha marcado a toda una generación. Ahora nos queda disfrutar de su legado: sus canciones.
Saludiños

Montse dijo...

Entrañable recuerdo, nuestra chica de ayer. A mí me queda ahora, desde Pontevedra, mandarte un: CUMPLEAÑOS FELIZ¡¡¡

Cata de Miño dijo...

Para los que vivimos aquella época, con Antonio Vega se ha ido una parte de nuestra juventud...nos vamos haciendo mayores.

Lo siento, Nano, pero a mi me gusta ver que los políticos son también personas, con las que puedo compartir-o no- gustos y aficiones. Quiero saber si detrás de un discurso hay sentimientos, debilidades, humanidad.

Anónimo dijo...

Antonio Vega me pareció de siempre un tío honesto, enigmático y con un extraño carisma que eligió una peligrosa manera de vivir con todas sus consecuencias, pero con una máxima, respetar a los demás, vivir, dejar vivir. Joder, tan fácil y parece que tan difícil. Siempre he tenido una cierta debilidad y admiración por la gente que vive al filo y que conoce el lado oscuro, sobre todo cuando transmite la calidez que transmitía Antonio Vega.
En todo caso, hace ya años que dejó de vivir, cosas de Marga, y de la suerte que tuvo de haberla conocido.
Espero que estés en el sitio de tu recreo, que de una vez dejes de buscar el sentido a las cosas de la vida y que no nos susurres más poesía en canciones con tu voz rota.
Suerte y hasta siempre.