sábado, 25 de octubre de 2008

LA CUMBRE


Al parecer Bush quiere finalizar sus dos mandatos con una “Cumbre mundial” en la que se podrá poner de manifiesto, como se viene haciendo desde hace meses, su nefasta política económica, su nula iniciativa social y que el modelo defendido por él y los Republicanos y que con tanto vigor iniciaron hace 20 años Reagan y la gran Maggie casi nos lleva a todos por delante.

El Presidente americano (por unas semanas) quiere despedirse del sillón de mando con una reunión histórica y con una dedicación al tema desconocida por parte de quién ha pasado casi un tercio de sus dos mandatos en su rancho de vacaciones. George quiere despedirse trabajando y, por cierto, con la proa apuntando a quienes le han puesto en entredicho sus políticas – especialmente la exterior – aunque sea desde un pequeño país de la vieja Europa.

Comparto – seguramente compartimos todos – con muchos analistas que así lo han expresado estos dias, la necesidad de afinar y robustecer nuestra política exterior. Comparto que, desde el final de la Dictadura, afaenados como estabamos construyendo un modleo de Estado descentralizado, democrático y con redes de servicios públicos y de derechos antes desconocidos, quizás descuidamos el reforzamiento de nuestros vectores externos. La diplomacia profesional, la política internacional, la presencia en continuos foros, la asunción del liderazgo en Amércia Latina, etc.. deben ser también ejes centrales del esfuerzo del Ejecutivo, para impulsar en todos los ámbitos nuestra presencia y hacer llegar la voz de un país que ha pasado en treinta años del furgón de cola a estar entre los diez más desarrollados del mundo.

Más allá de esto, que España no esté se debe sólo al capricho del mandatario americano que nunca ha digerido bien que por las iberias el Gobierno no le bailara el agua. Algunos sectores pusieron el grito en el cielo ante la autonomía de criterio del Gobierno español en distintos asuntos, especialmente en la invasión de Irak y ahora el PP viste su supuesto apoyo al Ejecutivo español con un velo de duda sobre las lealtades y decisiones de Zapatero.

Pero... durante estos casi cinco años de “pataleta” de Bush hemos perdido inversiones, en relación a otros países?, hemos retrocedido puestos en el desarrollo del país?, se han llevado multinacionales a Alemania o a Francia por la sonrisa de Sarkozy?.. No. Y conviene no olvidar que algunas críticas al sistema económico y financiero que recibimos de “plumas expertas” europeas encierran discursos interesados para quitar crédito a instituciones bancarias o empresariales que pueden ensombrecer el desarrollo de otras en países vecinos (algunos artículos del Financial tienen más que ver con una oposición a nuestra banca que con un análisis real de la situación.. luego, por cierto, tienen que recurrir al Santander!).

A Bush le quedan dos meses al frente de USA y su sucesor, sea quien sea – que será Obama- variará su política con respecto a España, como no puede ser de otra manera en tiempos que precisan de alta política, inteligencia, coordinación y liderazgos compartidos. Mientras tanto, por capacidad económica, situación y presencia en los mercados mundiales, desarrollo, capacidad de inversión y solidez del sistema financiero España merece y debe estar en la Cumbre. Lo demás, querido George, son pataleta de vaquero... de viejo y roñoso vaquero.

9 comentarios:

rojillo dijo...

Todos los presidentes en su segunda legislatura intentan consolidarse como hombres de Estado, con proyección exterior. Zapatero lo hace con más coherencia que Aznar. Basta recordar la foto de las Azores o la cumbre de Canadá con los pies del ínclito sobre la mesa. Pero, en este caso, se han generado demasiadas expectativas con la participación de Zapatero en una cumbre que no va a ser Bretton Woods, ni va a cambiar el sistema capitalista mundial. No hay que obsesionarse con pertenecer al G-8, un club de países en el que se tiene en cuenta sólo el PIB. Crecimiento económico no es equivalente a desarrollo.Ejemplo de países tanto o más desarrollados que los del G-8: Suecia, Dinamarca, Nueva Zelanda, Finlandia o Noruega (www.rojillo.com).

Diniss dijo...

Bush intentando lavar su buen nombre cuando es él el causante de la mayor parte del problema economico. No debería reunir al G-20 deberían reunirse él y sus circunstancias.
Obama for president! jejeje

me inicio en esto del mundo bloguero

http://www.frandiazgallego.blogspot.com/

MiguelNR dijo...

España ya ha hecho mucho por estar en el mundo desde que llegó la democracia, hemos dado pasos importantes, pero estas 2 legislaturas hemos tenido un problema, y ese problema se llama Moratinos.

Moratinos se mueve bien en el trabajo de campo, serviría como Secretario de Estado, como Embajador especial para algún proyecto en concreto... Oriente Próximo lo controla bien, aunque siempre tuvo la fama de pro-palestino, pero nunca ha sido rechazado de plano por los israelíes, pero creo que nunca debió de ser Ministro de Exteriores. Ha facilitado un gran trabajo en el campo de la Cooperación Internacional, en la que cree, pero eso podría haberlo hecho una Secretaría de Estado igualmente.

No ha tenido gran habilidad negociadora, hemos perdido batallas importantes y hemos perdido contacto con gente que no nos cae bien, pero a la que no había que darle la razón para tener relaciones privilegiadas; ya nos unen cosas fundamentales, el resto es mero trabajo personal.

En el caso norteamericano es obligado decir que Zapatero no es especialmente culpable del resquemor de Bush; no es un Presidente muy profesional, ha tenido ciertos atisbos de inmadurez impropios, para Clinton, para su padre o para el propio Reagan, que tuvieron que soportar discrepancias mucho más fuertes (incluidos ciertos insultos), y no por ello dejaron de renovar y firmar nuevos acuerdos.

En todo caso, creo que Moratinos, siendo una persona muy capacitada, no cubría el perfil que necesitaba el Ministerio de Exteriores.

Zapatero ha hecho muy bien acercándose a Angela Merkel y Sarkozy, y esto será provechoso para nuestro país.

Saludos.

jepero dijo...

Bush pretende lavar su deteriorada imagen y gestión en el descuento, pero lo cierto es que pasará a la historia como el peor presidente que tuvo Estados Unidos.
El único consuelo que le quedará será el de seguir perteneciendo al G-2 (Bush-Aznar)

pablo garcia dijo...

No creo que sea cuestión de que en esa cumbre estén los del G8 o G20.Estos días se vió no sólo prototipos de países donde impera el capitalismo voraz caer a la deriva (recordemos que el estado en EEUU realizó una intervención solo similar a la realizada en el ataque de Pearl Harbor. También hay otros países, no tan llamativos pero si tremendamente ricos, hasta el momento, que han caído en picado como es el caso de Islandia….y para emergentes China.

Se han vendido entre bancos paquetes de productos volubles y ni el propio banco sabe si lo tiene o no. Con esto quiero decir, que el capitalismo nos ha llevado a tod@s a una situación tremendamente crítica en donde son los ciudadanos los que lo pagan y no los consejeros delegados de las grandes firmas (con indemnizaciones de millones de euros) los que sufren los excesos, fraudes y caprichos del sistema.
Si se decide realizar una intervención del Estado (que yo la haría con las empresas y no con los bancos, creando una nueva red financiera regulada y controlada, esto tiene mucho que debatir…) ¿ cómo no va estar presente un país socialista, ya por concepto de lo que se quiere realizar, y además de los emergentes y con un peso específico no sólo en lo económico sino a nivel social(Hispanoamérica) como es Espàña )?
España debe y tiene que estar en la cumbre en donde se decida cómo se va a proceder a gestionar todo este dinero que se insufla por derecho propio. Si para ello hay que invitar a algún otro país que tenga unas cualidades similares pues se procede a ello y ya está.
En definitiva: el fracaso y sufrimiento originado por el capitalismo y la solución al sistema que se quiere imponer con el dinero de todos los ciudadan@s(que no se olviden de esto)es suficiente invitación para nuestro sistema socialista y al peso de nuestro País.

Alonso81 dijo...

Lo que pasa que Bush es de ese tipo de gente que o le lames el culo o nada (con perdon)...Y claro por suerte tenemos aqui un presidente que dijo, NO, yo tengo unos valores y los defiendo asi como a la dignidad de España, y asi hizo...y eso molestó al Bush...
Pero tambien hay que recordar que un tal Aznar nunca fue a cumbres de esas, y eso que era amigüito de Bush
Yo en cuanto a la politica exterior y tal, pues no se, mi humilde punto de vista, pues me hace pensar y creer que lo que hay que hacer es reforzar las relaciones en Europa, para poder hacer una Europa más fuerte que no depende de países como el de Bush o así...Será que le cogí algo de manía a EEUU, jeje, pero para mí una Europa fuerte podría hacer que esto no fuera sólo EEUU y China...
Por lo demás, no creo que Zapatero hiciera mal la politica exterior, hemos quedado, creo yo, como un país que quiere modernizarse, amable, DIALOGANTE, cooperativo...pero claro mientras existan esos monopolios de los que hablé, pues...

Saludos

Anónimo dijo...

Como muller e máis que nada como socialista deberías botar unha ollada a isto, que á marxe da liberdade de expresión que todos defendemos, atenta contra o respeto e os nosos idearios - a ver se empezamos a ter coidado con meter ao inimigo na nosa cama -

http://www.iriasalgado.blogspot.com

Mar Barcón dijo...

Benvido Diniss...
E por certo, "Anónimo", a qué te refires?, visitei o blog de Iria e non sei onde está o "atentado contra os nosos idearios". Pero non vin todas as entradas, a qué te refires?. Gracias

Anónimo dijo...

El anónimo, o más bien la anónima anterior, lo que quiere solamente es que visites su blog para que, te recrees con su prosa (jeje)... Hay gente en la politica que desmerece a otra genial